El paseante: ¡Dios mío! ¿Qué le ha pasado al arco del Alcázar?

             Hoy el paseante se propone llegar hasta el Grande. Viene caminando por el Paseo del Rastro, con el ánimo sosegado. Le gusta pasear entre los cubos de la muralla incendiados por la luz...

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies