estamos pensando...

La Constitución del futuro

Del derecho a Internet a la muerte digna: la Constitución del futuro más allá del "monotema" catalán

2017-12-06 22:30:45

La falta de consenso sobre el modelo de Estado atasca reformas pendientes de la Carta Magna en su 39º aniversario

infoLibre repasa las posibles actualizaciones eclipsadas por el 'procés': cambio climático, neutralidad de Internet, seguridad ante posibles abusos de la inteligencia artificial, renta básica, laicidad...

El cambio del artículo 53 blindaría derechos sociales como vivienda, cultura y medio ambiente, ahora de segundo nivel

Ángel Munárriz, infoLibre,  06/12/2017

Mariano Rajoy y el presidente del TC, Juan José González Rivas, durante el acto celebrado en el Congreso. EFE

 

La crisis política catalana tiende a expandirse y ocuparlo todo. Es un asunto que no se conforma con sus propios contornos. Es más que una crisis, abarca más allá de la política y por supuesto excede los límites de Cataluña. No hay debate de envergadura en España que no esté marcado a fuego por la crisis derivada del frustrado procés independentista. El bloqueo de la reforma de la financiación autonómica y local viene en parte motivado por el enconamiento del problema catalán, que también mantiene varado el gran desafío en el horizonte político español, la reforma constitucional, atascada por la falta de un consenso siquiera lejanamente parecido al de la Transición. El 39º aniversario de la Carta Magna se celebra este miércoles con los focos obstinadamente pendientes de lo que en la jerga política informal se conoce como "el monotema". Pero, ¿por qué ceñir el debate de la reforma constitucional a Cataluña y la reforma territorial?

Con sus 169 artículos, más las disposiciones adicionales, derogatorias y finales, la Constitución es más que un definidor de identidades y competencias. Mucho más que un delimitador de relaciones entre el Gobierno y las autonomías. Cataluña y la cuestión territorial han eclipsado otras posibles reformas constitucionales, apartadas del debate público. infoLibre ha hecho un repaso de los posibles cambios y actualizaciones de la Constitución opacados por la confrontación en torno a la omnipresente crisis catalana. La elevación del rango de protección de los llamados "derechos sociales" –a una vivienda digna, a un medio ambiente saludable, a la cultura, a la salud–, así como la incorporación de nuevas garantías y libertades en un entorno tecnológico abismalmente diferente al de 1978 emergen como posibles desafíos. Un ejemplo: la protección de datos, asunto de primera magnitud en la sociedad de la inteligencia artificial y el big data, no está específicamente recogida en nuestra Constitución. Tampoco, como es lógico, el derecho de acceso a Internet o el principio de neutralidad de la red.

La introducción y mayor protección de los derechos sociales no estaría exenta de tensiones. "Los primeros en nacer fueron los derechos liberales, como de propiedad. Otros que nacieron después gozan de un menor grado de protección. Hay una tensión entre el Estado liberal y el Estado social", señala Rafael Escudero, profesor titular de Filosofía del Derecho de la Universidad Carlos III de Madrid. Resolver esta tensión no sería fácil. Pero sí lo es detectar desequilibrios en la protección de los derechos. La Constitución no reconoce derechos y libertades homogéneamente. Se podría decir que establece derechos de primera y de segunda, aunque obviamente no están explicitados así en la letra de la Carta Magna. Los que tienen la máxima protección son los "fundamentales", recogidos en el Capítulo II del Título I.

Ahí están las libertades y derechos básicos, coincidentes grosso modo con los conquistados a raíz de la Revolución Francesa del siglo XVIII. Está el derecho a la vida, a la integridad física y moral, a la libertad y la seguridad. Está la libertad ideológica y de culto, de expresión y artística. Y el derecho al honor, a la intimidad y a la propia imagen. La posibilidad de circular libremente por España. La inviolabilidad del domicilio, el secreto de las comunicaciones, la libertad de cátedra. También están el derecho de reunión, de asociación, de sindicación, de huelga... En resumen, el cogollo de un Estado de derecho.

[Leer completo en infolibre.es]

Comentarios

Escribe tu comentario

Su Comentario

Su Nombre

humor.corto

Éxitos musicales del 2017: Nº 1 Fonsi Nieto: “Despacito, tren Ávila-Madrid”, Nº 2: Malú, “Invisible, museo del Prado en Ávila”.

>
Concurso de Micrrorrelatos Avilabierta

Lo último que hemos colgado

¿Quiénes somos? - Saliendo al paso - Aviso para navegantes - Contacto