estamos pensando...

Moain Saleh

“Lo de Siria es mucho más que una guerra”

2015-09-28 17:45:50

Te deja sin respiración escuchar su relato. Moain narra la historia de su país, Siria, obligado ahora a emigrar buscando refugio en Europa. Sus palabras vienen preñadas de historias, como las de una Sherezade moderna de las mil y una noches

UNA ENTREVISTA DE JULIO FLOR FOTOGRAFÍA JUAN FLOR - Domingo, 20 de Septiembre de 2015 - Actualizado a las 06:16h

BILBAO - Con el drama de un pueblo a cuestas. “Es para llorar”. Llego hasta él sabiendo que entre unos y otros han intentado que no entendamos nada sobre Siria. Que todo sea complejo e imposible. Conversamos contra la oscuridad. En su voz está hablando ese niño pequeño, Aylan Kurdi, ese niño muerto con su madre y su hermano en una playa turca, camino de Europa.

Moain Saleh tiene 64 años. Llegó con 19 al Bilbao de 1971 para cursar estudios de Medicina en la recién inaugurada facultad de la UPV/EHU en Leioa. En todos estos años ha mantenido un contacto intenso y fluido con su país. Un viajero incansable entre dos culturas. Sus padres murieron antes de que comenzara la guerra en Siria. La última semana de agosto y la primera de este mes de septiembre viajó a Siria, en plena crisis de los refugiados que de allí huían, tomando tres aviones, y visitó en Latakia a sus siete hermanos. Es ahora cuando, después de cuatro años y medio de guerra, empieza a responder las primeras preguntas de los amigos vascos sobre Siria. Ahora que su país no existe. Ahora que se desangra camino del exilio.

¿Cómo estaba Siria antes de la guerra, hace cinco años?

-El presidente Bachar el Assad abrió el país al mundo. Siria se había convertido en el Estado más preparado de la zona, con toda la gente joven estudiando y formándose en todos los campos del saber. Mi esposa (de Bilbao) se quedó asombrada con lo que vio en mi pueblo. Le llamó la atención la cantidad de gente preparada: médicos, físicos y matemáticos que se formaban en Alemania, en Rusia, en Francia...

Siria es un país diverso y rico en culturas e idiomas.

-No sé hasta qué punto eso ha sido luego un problema. En Siria vivíamos gentes pertenecientes a 16 etnias y, por tanto, 16 idiomas. Convivíamos sin problema alguno en el mismo edificio con el kurdo, el armenio, el checheno, el musulmán, el castellano, etc. Era algo que no resultaba aceptable para los países de la zona, que al contrario que Siria son países donde pesa mucho la religión. En Siria la Constitución es laica. La religión pinta lo justo.

[Leer completo en noticiasdegipuzkoa.com]

Comentarios

Escribe tu comentario

Su Comentario

Su Nombre

humor.corto

—¿Nos hacemos unas vacaciones pagadas, alcalde? —Vale, Héctor, a Cataluña. Me han hablado de una colección Bassat. —Que venga el gerente de Lienzo Norte y entre los tres seleccionamos las obras.

>
Concurso de Micrrorrelatos Avilabierta

Lo último que hemos colgado

¿Quiénes somos? - Saliendo al paso - Aviso para navegantes - Contacto